¡Boom! Menudo título para volver de las sombras, y no es que haya estado en Mordor sino en un periodo de reflexión, de mucho pico de trabajo en la agencia y de alejamiento del mundo del blogging para ver las cosas de manera diferente y que me han impedido escribir en el blog.

Tranquilo, que sí, que exagero un poco o mucho con el título del post. Con ello no busco el clicbait, simplemente voy a contar una corriente que últimamente veo demasiado y de la cual yo también he sido parte.

Una corriente que hace que nos fijemos en unas métricas vanidosas en vez de unas métricas que realmente aportan valor a tu blog o negocio. Básicamente lo que yo suelo llamar la vanidad en el marketing digital, menudo hacha estoy hecho con los nombres.

Si te estás preguntando si me he vuelto loco, la respuesta es un claro no. Simplemente estoy cansado. Estoy cansado de ver cómo nos la medimos y mostrar al público lo grande que la tenemos, sin embargo no prestamos atención a lo realmente importante y nos quedamos con lo superficial cuando deberíamos bajar a las profundidades. Es decir, mostrar las KPI´s que sí aportan valor a un blog o a un negocio.

Así que allá va la experiencia de un tipo que se dejó llevar y que la cagó, así de simple. Pero voy por partes. No quiero precipitarme.

No es todo oro lo que reluce

Crecimiento del blog

Ya te hablé en este post de los comienzos y de cómo he llegado a alcanzar las 40.000 visitas en el blog, desde aquel entonces hasta ahora las circunstancias han cambiado y el que escribe también.

Verás, en aquel momento ya empezaba a notar ciertos síntomas que comentaré a continuación, pero ver cómo suben las estadísticas en cuanto a número de visitas se refiere, hacía que viviera en una realidad paralela.

Es más, en cuanto a términos de captación se refiere no filtraba nada en absoluto, dado que ni siquiera me había parado a hacer un buen funnel de conversión, vamos que el TOFU, MOFU y BOFU eran entes extraterrestres en mi estrategia.  

Lo más importante, es saber a quién queremos dirigirnos y escribir para ellos, no para el SEO. En la combinación está el éxito Haga clic para Tweet

En fin, que todo era muy bonito, maravilloso y vivía en el país de los osos amorosos.

Claro, pero una vez te paras y te pones a analizar, empiezas a ver que algo falla. ¡Houston, tenemos un problema!

Post que más visitas tiene

Para empezar, el post que más visitas tiene o tenía es cómo conseguir seguidores en Instagram, sinceramente un mal síntoma. Recuerdo que cuando se escribió este post la keyword tenía muy pocas búsquedas, no las de ahora.

Aquí tuve uno de mis mayores problemas, la elección de la temática no estaba destinada al público que quería dirigirme.

Me centraba más en la elección de la palabra clave por volumen que en realmente pensar si esto le iba a interesar al público al que me quería dirigir.

Esto puede que al principio no sea un problema, ya que el afán de conseguir visitas se antepone a todo, pero cuando empiezas a tener uso de razón de cómo funciona esto y donde quieres llegar, el problema es tuyo, solo tuyo.

Pero ya no era la Keyword en sí misma, porque puedes seleccionar un KY y generar un contenido interesante y relevante para tu público objetivo, por ejemplo como hace el fenómeno de Rubén Alonso o Gastre, el problema era que el contenido era una castaña. Así de claro. Bueno, y alguna KW también.

A pesar de todo ello, había un porcentaje fiel de seguidores, el cual era el público al que sí que me quería destinar y que aprovecho para dar un enorme GRACIAS.

Pero, para que veas el antagonismo entre unos y otros, tan sólo pásate por los comentarios del post de Instagram que menciono anteriormente y verás de lo que te estoy hablando.

Para contra, cuando cambié la manera de comunicar, el contenido enfocado a una mayor profesionalidad y fijándome menos en el SEO y más en las personas, la cosa cambió bastante. Te dejo un ejemplo, en este post de errores en las redes sociales.

Para poner algo más de luz en este tema, te dejo este post de Sistrix que me parece todo un acierto y que habla de la importancia del contenido: ¿Entiendes a Google? El mito del contenido

Tipo de visitante

Claro, al tener ciertos post con un contenido algo deficiente, al final y como has podido ver en algunos comentarios del post de Instagram, la calidad del tipo de visitante no era lo que buscaba.

Como consecuencia de esta tipología de visitante, los premios que obtuve fueron:

  • Alta tasa de rebote
  • Permanencia baja
  • Visualización de una página y gracias
  • Además, tenía una base de suscriptores mala no, malísima. De la cual n su día ya hice limpieza.

Para colmo, no le daba importancia y, simplemente, pasaba de profundizar más porque todo era maravilloso y fantástico había aumento de visitas.

CTA, CRO, ROI, la tasa de retención para conseguir leads…para qué, siempre me quedaban mi estadística de crecimiento de visitas se en el Google Analytics.

Panorama en el que me encontraba

Como ves, para resumir y siendo rápidos:

  • Tenía visitas
  • Conseguía leads, pero no me preguntas el porcentaje en relación a las visitas
  • Un perfil de visitante, en líneas generales, que no era al que quería dirigirme
  • Y todos los puntos expuestos anteriormente

Ante esta situación, decidí dar un giro total ya hace algún tiempo.

Qué he hecho y qué estoy haciendo

Bueno, si eres de aquellos que me siguen desde el principio, habrás observado que la temática de los post está cambiando bastante, a la vez que los antiguos los estoy reescribiendo (por ejemplo el de Instagram), aquellos que me lo permiten.

He aplicado mi metodología MAPAM a todo aquello que estoy haciendo, poniendo foco y sabiendo muy bien lo que quiero escribir y a quién quiero dirigirme, asimismo lo analizo absolutamente todo. Es mi entrenamiento para llegar a la meta.

Como decía, preparando contenido más elaborado, que aunque llevarán Keywords, obviamente, me centraré en lo que me tengo que centrar, en ti.

Ahora las métricas más banales me importan mucho menos, tan sólo tenéis que ver un histórico de mi blog, me centro en otras KPI como pueden ser la tasa de conversión, en el CRO y otras métricas que me aportan en mi día a día para no caer en la superficialidad.

¡Qué no te engañen! No todo es maravilloso con 100.000 mil visitas al mes. Extrae las KPI relevantes para tu negocio y mejora. Haga clic para Tweet

Por supuesto, dedicarle más tiempo a este rincón que últimamente lo tengo abandonado y, por ende, a ti también, por lo que te pido DISCULPAS.

Conclusiones

Después de estas palabras, no quiero sentar cátedra ni mucho menos, y obviamente he exagerado con el título del post, dado que mi blog me ha servido para abrirme puertas, conocer a gente, aprender muchísimo y estar pendiente de los constantes cambios del mundo del Marketing Digital pero no para conseguir el posicionamiento que busco en la actualidad y que pretendía por aquel entonces.

Como conclusión general, diré que:

  • No caiga en los mismo tópico que yo.
  • Pon el foco en las personas a quién quieres dirigirte y escribe para ellas. Menos es más.
  • Huye de aquellos que dicen que tienen 100 mil palabras posicionadas y 500 mil visitas al mes, que te aporten KPI que realmente ofrezcan valor. ¿Tasa de rebote, páginas vistas por usuario, CTO, CTA…? O mejor aún, que te enseñen un listado con las palabras que tienen posicionadas y en la página de google en la que están ubicadas.
  • Sé tu mismo y escribe de aquello que controles al 100%. 
  • El SEO es importante, muy importante, pero no lo es todo.
  • Tener muchas visitas al mes no es sinónimo de éxito. El factor éxito depende de muchas otras variantes.

Espero que este post, sobre esta experiencia personal, te haya servido y pueda ayudarte a no cometer los mismos errores que yo sí que hice y estoy tratando de enmendar. Aunque como todo el vida, todo tiene un aprendizaje, y este es constante.

¿Qué te ha parecido el post? Espero tu comentario.